Allá vamos, Mataderos…

La victoria era importante no solo para llegar con chances de salir campeón a la última fecha, ya que había otros objetivos importantes: primero afirmar la posición de cara a un posible reducido y, como si todo esto fuera poco, Chicago necesitaba volver a ganar para sentir esa sensación otra vez. Para sentir lo lindo de un triunfo en casa y ante un rival directo.

El equipo de Walter Perazzo jugó un partido sumamente inteligente, peleó el medio del campo a morir, aguantó atrás y golpeó en el primer tiempo para conseguir la ventaja.

El gol lo convirtió Esteban Orfano sobre el cierre de los primeros  45 minutos, aprovechando una serie de rebotes a la salida de un tiro libre.

Con este triunfo el Verde se aseguró el tercer lugar y el segundo en la clasificación al G8, con el segundo ascenso en mente.

Con respecto al primero, se definirá este Domingo a las 15: Sarmiento (43) recibirá a Brown de Madryn, Arsenal (43) visitará a Defensores y Chicago (42) viaja a Adrogué.

Hay que ganar y esperar que no lo consigan los rivales directos. Difícil, es verdad. Pero allá vamos, Mataderos…

Share

Author: Nicolas Pelletan

Share This Post On